FADE comparte experiencias con Melones El Abuelo
3484
post-template-default,single,single-post,postid-3484,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2,vc_responsive

Concha Sandoval, voluntaria de FADE: “ no tengo la sensación de hacer nada extraordinario ”

Concha Sandoval, voluntaria de FADE

Concha Sandoval, voluntaria de FADE: “ no tengo la sensación de hacer nada extraordinario ”

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Concha Sandoval es una de las voluntarias y coordinadoras del grupo de acompañamiento de pacientes en el Hospital Universitario Morales Messeguer y parte del corazón y alma de FADE (Fundación de Ayuda al desarrollo y a la Educación),  un lugar donde ayudar a otras personas es una forma de entender la vida, de ayudarnos para ser mejores, entre todos, como comunidad y sociedad.

Grupo de voluntarios de FADE.

Hablar de la fundación Fade nos lleva directamente a hablar de valores como el compromiso, respeto, la visión, responsabilidad, creatividad, no discriminación (…), principios que consideran primordiales y básicos para que todas las personas dispongamos de igualdad de oportunidades para poder desarrollarnos y, entre todos, creemos una sociedad más justa.

Concha Sandoval, voluntaria de FADE

Compromiso;  para permitir que todas las personas puedan desarrollarse, respeto;  por las personas ya sean niños, adultos o nuestro mayores,  visión integradora;  para incluir a toda  la sociedad,  creatividad;  para afrontar los grandes retos que tenemos como sociedad por delante, responsabilidad; para crear espacios comunes y ayudar a las personas que nos necesitan, no-discriminación;  para crear una sociedad justa e igualitaria, entre una interminable y comprometida lista de principios básicos por los que luchan cada día todas las personas que forman parte de Fade.

Equipo de FADE en acción

Hoy compartimos con ella experiencias, ideas, opiniones y mucho más, mañana nos gustaría compartirlas contigo.

El voluntariado es para ti…

El voluntariado es para mí el lugar donde debo estar. Para mí era una asignatura pendiente, siempre he sentido esa necesidad y desde hace tres años tengo el tiempo y disponibilidad para hacer algo que para mí es algo natural. Además, creo que si hoy en día no hay más voluntarios es porque la gente tiene pudor a mostrar su sensibilidad, a la emoción, a ayudar a los demás y, sinceramente, opino que si alguien tiene la necesidad de ayudar a los demás debe hacerlo. Eres voluntario por el simple hecho de venir, de comprometerte y ayudar a los demás, no tengo la sensación de hacer nada extraordinario si no lo que debo hacer, ayudar a los demás debería ser algo habitual.

 

¿Qué cualidades debe tener un persona voluntaria?

Para ser voluntario debes tener sensibilidad, poder empatizar, ser asertivo y perceptivo. Además, siempre debes ser consciente de ser útil siempre porque la labor que desarrollamos es muy importante, estamos para ayudar al paciente, él es el protagonista. También y considero que es imprescindible tener habilidades comunicativas, creo que es fundamental formarte en el ámbito de la comunicación verbal, no-verbal ya que debemos ser eficientes y conectar ágilmente con las personas que acompañamos.  No hay un manual del voluntario, intentamos gestionar el tiempo lo mejor posible y, desde luego, el reloj no se mira cuando estás con un enfermo, nuestro objetivo es que esa persona puede soltar su dolor, compartir su alegría, contarnos lo que quiera compartir y acompañarlos, un privilegio que nos confíen sus momentos y estar ahí para ayudarlos.

Concha Sandoval con uno de los jóvenes voluntarios de Fade.

 

¿Podrías compartir algún recuerdo que guardes con cariño de tu primera experiencia como voluntaria?

La primera experiencia como voluntaria no se olvida nunca, en mi caso fue una señora muy anciana, no hablaba nada, la miré, hablé con ella, me acerqué, la abracé y se me quedó mirando, fijamente,  como si me lo dijera todo con su mirada, muy emotivo y lleno de sentido para mí.

 

Vuestros voluntarios más jóvenes ….

Son de admirar, sacan tiempo de sus estudios, de su ocio, de su tiempo,  para estar con personas mayores y los ves dándolo todo, una suerte contar con ellos. Todos los voluntarios somos una gran familia y cada uno aporta sus capacidades, conocimientos y habilidades. Cada uno de nosotros tiene facilidad para entablar relación con distintos tipos de pacientes, empatizan con lo cotidiano, por aficiones comunes, temas que les interesan a ambas personas, (…) se habla de lo que verdad importa al paciente y ahí estamos para acompañarlo.

Dos voluntarios de FADE

 

 ¿Puedes hablarnos de vuestro proyecto de biblioteca itinerante?

Se trata de una interesante apuesta que nos permite conectar a través de la lectura, despierta mucho interés entre los enfermos…

El grupo se prepara para la jornada del día.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
1Comentario
  • Melones el Abuelo
    Posted at 10:20h, 19 marzo Responder

    Gracias Inma! Fue un rato muy emotivo para nosotros, poder comprobar de primera mano el grandísimo trabajo que hacen los voluntarios, fue un placer. Y Concha, todo un ejemplo a seguir 😉

Escribe tu comentario